Animales

Publicado 2015-10-22
3 Comentario

22 cosas que sólo van a entender los propietarios de gatos ¡El nº 13 es cierto al 100%!

Gatos. ¿A quién no le gustan? Son tiernos, muy listos y únicos. Tan solo mirarlos hace que el corazón de uno empieza a derretirse de amor. Nadie sabe cómo mejora el humor su compañía y el sonido que emiten cuando ronronean. Es el mejor de los remedios en contra de los días malos.

Son los que salvan a muchos de nosotros cuando entramos en mal humor típico de otoño: sólo los gatos saben mejorar la actitud e incitar a sus propietarios a seguir adelante. Además de ser unas bonitas mascotas, a menudo -y sobre todo- son unos buenos amigos del hombre.

Si tú también te sientes afortunado de poder llamarte propietario de un gato, seguramente sabes también que los felinos saben ser bastante maliciosos y meterte en líos. De hecho, tenemos preparados 22 argumentos que van a favor de dicha opinión y la comprueban de manera muy gráfica.

1.A los gatos siempre les parece que son los que mandan en casa. Y ¿por qué será? Quizá porque de verdad es así... Sea como sea, requieren ser tratados como los habitantes más importantes de tu hogar.

mandan en casa

2.Los gatos son unos destructores natos. Por más esfuerzo que pongas en limpiarlo todo, siempre van a tratar de convertir tu casa en un espacio desordenado. Son unos verdaderos amantes de líos.

destructores natos

3.Siempre se sientan encima tuyo en el momento menos oportuno. Es su costumbre, demostrar las ganas de estar cerca de ti cuando quieres ponerte a trabajar, o a gritas necesitas un momento de descanso.

se sientan encima tuyo

4.Por lo general, les gusta exponer sus culetes delante de ti. No les importa que no te guste la idea. Por alguna razón muy extraña, les encanta exhibir esta parte del cuerpo justo delante de tus ojos.

culetes delante de ti.

5.No vale la pena luchar con el pelo de los gatos. Una vez que empiece tu aventura felina, su pelo se va a convertir en una parte importante de tu vida. ”Todo sabe mejor con los pelos gatunos adentro”.

No vale la pena luchar

6.Definitivamente no saben lo que es la privacidad. Por ello, van a seguirte incluso hasta el baño, y si no les dejas entrar, se van a quedar ronroneando hasta que por fin salgas de allí.

no saben lo que es la privacidad

7.Tampoco se dan cuenta de lo que es el espacio propio de una persona. Bueno, si saben lo que es, nunca lo demuestran. Olvídate de la tranquilidad a la hora de comer... El siguiente punto de nuestra lista sólo puede reforzar esta advertencia.

es el espacio propio de una persona

8.Siempre quieren probar todo lo que estés comiendo. Incluso si los dos sabéis que esto no les gusta nada. Por eso, cuídate mucho a la hora de comer (sobre todo si estás por gozar de tu plato preferido): vas a tener que compartirlo todo.

Siempre quieren probar

9.Pasan el 95% de sus vidas durmiendo. Y aunque es cierto que se vean super tiernos a la hora de echarse una siesta, verlos descansar durante la mayor parte del día a veces puede deprimirte...

Pasan el 95% de sus vidas durmiendo

10.Los horarios de su actividad pueden sacarte de quicio. El único momento que los puedes ver despiertos es entre las 5 y las 7 de la mañana. Si tienes problemas con el tema de madrugar y quieres tener un gato, piénsatelo bien.

Los horarios de su actividad

11.Se ponen a dormir en los lugares más extraños. Por lo general, se trata de los sitios en donde más peligro correrás de tropezar y matarte. ¿Alguién necesita ejemplos? Las escaleras, portales, pasos entre dos cuartos o entrada al baño...

Se ponen a dormir

12.No saben que los pies son partes de tu cuerpo. De hecho, su comportamiento nos hace suponer que los ven como una criaturas separadas y viles, que simplemente necesitan desaparecer de la faz de la tierra.

No saben que los pies son partes de tu cuerpo

13.Aunque su tamaño es relativamente pequeño, pueden ocupar la mitad de tu cama. Además, para colmo, nunca te dejarán volver a estar cómodo a la hora de dormir. Vas a tener que conformarte con el espacio más reducido posible.

Aunque su tamaño es relativamente pequeño

14.También pueden requerir dormir exactamente en el centro de tu cara. Reiteramos: no les importa si estás o no estás cómodo. El que por la mañana va a tener que luchar con rasguños y marcas, vas a ser tú.

También pueden requerir

15.Toman pésimas decisiones cuando te vean cerrar la puerta. Una vez que lo hagas, verás que tu mascota demostrará ganas de pasar al otro lado... Y cuando le abras, seguirá sin poder decidir de qué lado prefiere estar.

Toman pésimas decisiones

16.Sus patitas son las partes más dulces de sus cuerpos. Por cierto, son también las partes de sus cuerpos que con más frecuencia nos permiten tocar. Por supuesto, no es ningún problema.

Sus patitas son las partes

17.Nunca confíes en ellos, cuando te muestran sus panzas. Hay un 50% de chance de que quieren jugar contigo, pero también un 50% de que te van a morder si tratas de tocarlos.

Nunca confíes en ellos

18.Comparten algunos de los rasgos con humanos. Por ejemplo, al igual que nosotros, no todos los gatos son iguales de fotogénicos. Cuando les sacas una foto, se ven hermosos, pero una vez que la reveles... Parecen goblins.

Comparten algunos de los rasgos con humanos

19.Van a hacer lo posible para hacerte la vida difícil. “Ah, así que quieres cenar con este tío que has conocido... Bien. No te va a molestar si te fastidio un poco, cuando estéis juntos, ¿verdad?”.

Van a hacer lo posible

20.Son seres inclementes y despiadados. No te dejes engañar por las apariencias. Serán bonitos y tiernos, pero... La inscripción que vemos en el cartel dice: “He hecho pis sobre el hamster”. ¿Hace falta agregar algo más?

Son seres inclementes y despiadados

21.Además, a veces se convierten en unos verdaderos idiotas. Quién, por el amor de Dios, subiría en un lugar así... A ver cómo se las apaña ahora, para poder bajar de allí.

unos verdaderos idiotas

22.Pero sobre todo son las criaturas más adorables de todas. Sabes muy bien que, a pesar de todas sus malicias y defectos, no los cambiarías por nada ni nadie del mundo. Por ellos y para ellos serías capaz de soportarlo todo.

 criaturas más adorables

79
¿Qué piensas? Unirse a la conversación

Los científicos explican por qué amamos tanto a los gatos
Síguenos