Increíble!Consejos

Publicado 2017-03-28
0 Comentario

Descubre las 9 cosas que SIEMPRE habías hecho MAL…

¿Alguna vez te has preguntado si estás usando algo de forma correcta? Lo cierto es que en muchos casos nos equivocamos porque acabamos por emplear “nuestro modo” en vez de utilizar el que pensaros las personas que diseñaron cada uno de los objetos cotidianos. Esto suele provocar que acaben por durar mucho menos tiempo o que se acabe por derrochar mucha mercancía de forma completamente inútil. Os traemos una serie de 9 trucos para garantizar que todo lo que usemos se haga de la forma correcta.

persona pensando

1. Coger el volante

Cuando aprendemos a conducir nos explican que la forma correcta de sujetar el volante es asemejando las manijas de un reloj a las dos menos diez o a las tres menos cuarto. Lo cierto es que la primera estaba bien antes de que entraran en escena los airbags. Si sujetas el volante de esa forma, al inflarse el balón podrías sufrir lesiones en las muñecas. Si utilizas la segunda no corres ningún peligro. Al menos más allá de lo que implique el propio accidente. Si quieres saber el uso correcto de los objetos cotidianos, sigue leyendo.

Coger el volante

2. Colocarse los auriculares

Cuando tenemos que realizar cualquier actividad al aire libre solemos colocarnos los auriculares del móvil simplemente introduciéndolos en nuestras orejas. Pero si antes de eso los pasamos detrás de las mismas, haciendo como si los colgáramos, conseguiremos el agarre que necesitamos para que no se nos caigan. En la actualidad algunos modelos ofrecen un enganche adicional más cómodo, pero siguen el mismo principio. Si no dispones de uno especial, tan sólo usa este truco y lograrás que se queden fijos.

Colocarse los auriculares

3. Usar un tetrabrik

Otro de los usos que suelen provocarnos más quebraderos de cabeza es el de los tetrabrik. Cuando queremos verter un contenido en un vaso, éste suele acabar derramado por doquier. Para evitar esto tan sólo necesitamos colocar la abertura hacia arriba. Al no impactar el líquido sobre la pared justo antes de comenzar a caer, evitaremos que éste salpique fuera del recipiente. Lograremos mucha más precisión y no manchamos la mesa. Conoce el resto de trucos que tenemos reservados para ti.

Usar un tetrabrik

4. Cargar la batería

Solemos equivocarnos en ambas direcciones. Tanto para cargar la energía como para agotarla. Y es que aunque nos parezca absurdo, la batería debería estar siempre entre el 20% y el 80% de su capacidad o estaríamos acortando su vida útil. También debemos tener en cuenta que se cargue sin la funda protectora, pues con esto aumentamos la temperatura a la que sometemos al aparato durante la carga. Es recomendable hacerlo con el móvil “desnudo”. Así lograremos que nuestra batería tenga una vida óptima y dure lo máximo posible.

Cargar la batería

5. Pelar un plátano

Cuando queremos pelar un plátano solemos empezar por la parte superior, provocando en muchas ocasiones que se desperdicie la zona. Pero si observamos a los expertos en abrir plátanos, lo monos, la forma correcta sería por el lado contrario, pues evitaríamos destrozar la punta. Simplemente arrancaríamos la zona negra del extremo y ya estaríamos listos para pelarlos. Al fin y al cabo ellos llevan disfrutando de esa fruta durante mucho más tiempo. ¿Usabas estos trucos antes? Sigue buscando entonces los que quedan.

Pelar un plátano

6. Aplicarse la crema

Cuando vamos a la cama o cuandos nos levantamos, solemos utilizar todo tipo de cremas reparadoras, hidratantes y todo un sinfín de nombres que a muchos sonarán a chino. El problema es que las empleamos en círculos, no favoreciendo la propia absorción del producto. Para garantizar la aplicación óptima tendremos que usar un sólo dedo y simplemente haremos como si empujáramos la crema hacia dentro de nuestra cara. Con ello estaremos acercando el producto a nuestra piel y ayudaremos a que éste se absorbe con mayor facilidad.

Aplicarse la crema

7. Sentarse en el inodoro

Cuando necesitamos ir al inodoro a evacuar nuestras necesidades, en muchas ocasiones empleamos demasiado tiempo. Esto suele provocar estreñimiento y, por consiguiente, tendemos a hacer mucha fuerza. Al final acabamos desarrollando hemorroides que empeoran la situación. Si lo que queremos es facilitar el tránsito, tan sólo deberemos colocarnos en un ángulo de 30º. Podemos emplear para ello cualquier tipo de banco u objeto que tengamos a mano. De esta forma ejerceremos presión sin necesidad de emplear los músculos externos. Encuentra los últimos consejos en la página siguiente.

Sentarse en el inodoro

8. Usar desodorante

Para evitar el olor corporal o para aumentar la sensación de recién salidos de una ducha, solemos emplear desodorantes que reduzcan el mal olor que produce de forma natural nuestro cuerpo. Pero lo que no sabemos es que en muchas ocasiones se emplean DESPUÉS de dormir, cuando en realidad se debería de hacer justo ANTES. Tal y como está indicado en las instrucciones del mismo, podremos llegar a aumentar la duración del mismo favoreciendo la absorción. De otra forma simplemente la mayor parte del producto se eliminará sin utilidad.

Usar desodorante

9. Lavarse el pelo diariamente

Cuando vamos a comprar un producto para limpiar nuestro cabello, en muchas ocasiones buscamos uno con la etiqueta “uso diario” o bien “uso frecuente”. Pero lo que no sabemos es que al hacer eso eliminamos una capa de grasa conocida como seborrea. Aunque en exceso dé un aspecto poco lustroso, tiene una función protectora. Si la eliminamos diariamente estaremos favoreciendo el empeoramiento de la salud de nuestro cabello. Se recomienda que se lave una vez cada dos días y siempre con un champú adecuado a nuestro tipo de pelo. ¡No dude en compartir este artículo con todo el mundo y en dejar un Me gusta en nuestra página de Facebook!
Fuente: Pixabay

Lavarse el pelo diariamente
156
¿Qué piensas? Unirse a la conversación

Trucos para las complicaciones del día a día que sorprenderán a más de uno
Síguenos