Increíble!Consejos

Publicado 2017-04-27
4 Comentario

Trucos caseros para facilitarnos la vida

A todo el mundo le gustan los trucos caseros sencillos y útiles, ya que la vida es mucho más fácil cuando tienes varios ases en la manga. Las siguientes ideas son bastante simples, y la mayoría de ellas ni siquiera requieren ningún equipos especial, a excepción de aquellas cosas que todo el mundo tiene por casa. ¿Conoces esa sensación de querer hacer algo pero no poder hacerlo por falta de medios? Pues bueno, a lo largo de este artículo te enseñaremos a improvisar ciertos utensilios e ideas que podrán servirte de ayuda en algún momento dado.

trucos que te haran la vida mas facil

Esta impresionante lista de pequeños trucos (una de muchas) te enseñará a fabricar determinadas cosas que impresionarían a cualquiera de sus amigos. Por desgracia, estos consejos caseros están tan ampliamente difundidos que es imposible seguir y acreditar a los autores originales. Sin embargo, seguro que ellos también estarían encantados de que todo el mundo sepa cómo son sus ingeniosos trucos, ¿verdad? ¡No dude en avanzar a las siguientes páginas para comenzar!

trucos que te haran la vida mas facil

¡No te pierdas el nuevo vídeo de nuestro canal! No importa cuantas veces te lo cuenten, con estos sencillos y divertidos trucos les sacarás todo el partido a estas simples esponjas de cocina.

1. Fuente de calor improvisada

Este truco viene muy bien a todas esas personas que no dispongan de calefacción en sus casas o no quieran encenderla debido al coste y quieran tener una fuente de calor temporal y sencilla. Solo necesitas una lata, un trozo de cartón y una vela. Comienza cortando la lata por la mitad con un cúter u otra herramienta cortante, después corta un trozo de cartón que tenga la medida de lata cortada, y enróllalo de modo que puedas introducirlo después en el interior de la misma. Ahora enciende una vela y derrama la cera encima del cartón que sobresale de la lata. Para finalizar, utiliza un mechero para encender el cartón y listo, tendrás una fuente longeva de calor para calentarte las manos o la habitación.

2. Limpiar el ventilador

Todos sabemos que los ventiladores de pie acaban acumulando pelusas y polvo con el tiempo, y para evitar que esto suceda y que todo los residuos salgan volando por la habitación, traemos un truco muy sencillo. Únicamente tiene que agarrar un estropajo de limpiar los platos, y hacerle cortes tanto horizontales como verticales, asegurándote de que cada parte queda bien separada, ¡Pero sin cortar totalmente o no servirá de nada! Cuando use el estropajo con el ventilador, observará que toda la suciedad se queda atrapada en el mismo, dando un resultado perfecto.

3. Dejar un huevo en su estado inicial

Es cierto que este truco puede no ser demasiado útil, pero si alguna vez decides utilizar algún tipo de pintura en los huevos en alguna fiesta o, por ejemplo, hacer tus propios huevos de Pascua, y utiliza un rotulador permanente, ¡no los tire! Puede volver a dejarlos intactos en cuestión de minutos. Normalmente, las pinturas permanentes que se adhieran a la cáscara de un huevo no serán fáciles de quitar, no al menos con agua, paño húmedo...etc. Sin embargo, puede hacer uso de la pasta de dientes para dejarlos perfectos y volver a usarlos.

4. Portamóviles sencillo y rápido

¿Cuántos de nosotros nos hemos quejado de dolor de cuello o de brazos cuando estamos tumbados y sostenemos el móvil un buen rato? Pues bueno, este sencillo truco le ayudará. Primero tome un tapón de botella grande y haga un corte del tamaño del ancho de su celular. A continuación, pegue el tapón por la parte de la superficie lisa con pegamento fuerte a la parte superior del tapón de otra botella para que se quede fijado. Asegúrese de dejar un poco de agua en la botella para que contrarreste el peso del móvil. ¡Así tendrá un portamóviles sencillo y rápido de hacer!

5. Afilador de herramientas casero

Para este truco necesitarás: una tapa dura, preferiblemente de un bote de conservas o similar; un taladro; pegamento; un tornillo largo; una tuerca y una lija. Comience por hacer un agujero con el taladro justo en el centro de la tapa. A continuación, eche algo de pegamento por toda la superficie sin tapar el agujero. Pegue encima la lija (anteriormente cortada a la medida de la superficie de la tapa) y pase el tornillo totalmente por el agujero. Después, pase la tuerca por el otro lado del tornillo y ciérrelo completamente. Para finalizar, introduzca el tornillo en la boca del taladro y apriete el botón de encendido. Mientras gira, tendrás un afilador perfecto para todo tipo de herramientas punzantes.

6. Otro portamóviles casero

Este nuevo truco es para fabricar un portamóviles casero de una manera sencilla y rápida, para cuando tengas las manos ocupadas o no quieras sujetarlo todo el tiempo. Necesitarás un total de cinco pinzas de la ropa, preferiblemente de madera porque son más resistentes que las de plástico. Sepáralas en las distintas mitades hasta tener un total de diez; Con la ayuda de un pegamento potente, pegue cinco mitades por un lado, y las otras cinco restante, por otro. Una vez haya dejado reposar y se sequen, pega la parte inferior de unas con el extremo de otras y listo, tendrás un portamóviles muy digno.

7. Cómo proteger tus fósforos en caso de emergencia

Como hemos mencionado en el título, este truco solo te servirá en caso de que vayas a necesitar hacer un fuego por alguna emergencia evitando que se mojen. Nunca se sabe cuando habrá un corte de electricidad, y si no tenemos velas a mano, los fósforos pueden venir muy bien. Es tan fácil recortar con unas tijeras la parte que sirve para encender los fósforos, y juntos con ellos, guardarlo todo en un globo y hacer un nudo. Puede comprobarlo metiendo el globo en agua todo el tiempo que quieras; Cuando rompas el nudo, verás que los fósforos encienden perfectamente.

8. Remedio para cuando tengas que cargar el celular

Cuando estamos fuera de casa y no sabemos bien dónde podremos cargar el teléfono en caso de que se quede sin batería, existe un truco útil que podrá sacarte de apuros. Agarra una hoja de papel y haz una marca con un lápiz del tamaño del largo de tu dispositivo y corta el trozo con unas tijeras o cúter. Ahora doble un pedazo de la parte superior y pinta con el lápiz una marca que será el hueco para agarrar la hoja. Dobla la hoja por la mitad y coloca el móvil en el medio. Como puedes observar en la imagen, puedes sujetarlo en enchufes que estén a cierta altura y no haya nada debajo donde colocar el teléfono. ¡Comparta estos consejos con todo el mundo y no dude en dejar un Me Gusta en nuestra página de Facebook!
Fuente: YouTube - Life Hacks - CoolThings

155
¿Qué piensas? Unirse a la conversación

8 trucos de Internet que DE VERDAD funcionan...
Síguenos