Increíble!

Publicado 2017-06-14
1 Comentario

Si haces más de 10 de estas 18 cosas eres un adicto a Netflix…

Aunque se creara en el año 1997, la plataforma de entretenimiento Netflix no alcanzó la cima de la popularidad hasta hace muy poco tiempo. Con sede en California, Estados Unidos, posee en la actualidad 90 millones de suscriptores. Los usuarios se deleitan a diario con obras de arte como “Orange is the New Black”, “Lilyhammer” y “Hemlock Grove”, pero existen aún más programas maravillosos que hacen que los fans pasen varias horas mirando la pantalla. Y tú, ¿cuántas de las cosas que te mostramos en este artículo cumples? ¡Descubre si eres un adicto a este oasis de entretenimiento!

Si haces más de 10 de estas 18 cosas eres un adicto a Netflix…

1. Cancelar un plan con tus amigos: tus más allegados te han enviado un mensaje que dice esta tarde hay plan en común (iréis a cenar y a tomar algo en un pub). Tienes muchas ganas de ir, pero sientes cómo una gran fuerza te arrastra el televisor, así que das una excusa barata y te dispones a ver tu serie favorita sin más dilación.
2. Finalizar temporadas en un fin de semana: sabemos que uno de estos programas puede ser realmente adictivo, tanto que incluso muchas personas afirman ver más de tres capítulos cada día. Estamos seguros de que conocéis personas que se encierran en casa un viernes por la tarde y llegan el domingo al trabajo con toda una serie vista.

3. Dificultad en la elección: la amplia variedad de programas entretenidos que ofrece la plataforma Netflix es una delicia para los usuarios, pero lo cierto es que esa gama puede suponer un problema: dudar entre dos o más seres diferentes. Guíate por tu corazón, seguramente él te dé la respuesta más correcta posible.
4. La conexión a Internet se pierde: cuando estamos visualizando nuestro espacio televisivo favorito y nos damos cuenta de que se ha perdido la conexión es como si una parte de nuestro cuerpo se desligara de nosotros. Es tal la tristeza que sentimos que perdemos las ganas de realizar más cosas a lo largo del día…
¡Seguro que te sientes identificado con el resto de cosas! Nos llevamos el ordenador incluso al baño...

5. ¡No es lo mismo!: Una de las ventajas que ofrece Netflix es la posibilidad de pausar la serie en un preciso instante, ya sea para ir al baño, preparar algo de comer o para responder algún mensaje importante. Este acto podría provocar que incluso cuando estemos viendo la televisión normal accionemos el mando para detenerla, obviamente sin ningún resultado.
6. Un experto en las fechas: no importa que estemos hablando de “Stranger Things” o “House of Cards”, los fans siempre tienen la certeza de cuándo comienza la nueva temporada de su programa favorito. Eso sí, la espera siempre se hace eterna…

7. Todo un hacker: ya sea porque has evitado pagar una cuota mensual, porque tienes acceso a la plataforma de manera gratuita o quizá porque hayas entrado en el catálogo estadounidense; te sientes bastante orgulloso de ti mismo. Y es que superar al resto de la población es algo fenomenal, sobre todo en el terreno audiovisual.
8. ¡Incluso en el baño!: Es tal la adicción de algunas personas a una serie que no pueden dejar de verla, ya tengan que ir a hacer sus necesidades e incluso cuando desean tomar una ducha. Somos capaces incluso de transportar nuestro portátil al cuarto de baño para deleitarnos mientras hacemos el aseo diario…

9. La depresión post-serie: por desgracia, todo programa de televisión tiene fin, y lo mismo sucede con los estrenos de Netflix. En el preciso instante en el que termina una serie o una temporada puedes sentir felicidad y tristeza al mismo tiempo. Sabes que podrías repetir de nuevo la visualización, pero por supuesto no sería lo mismo…
10. Llegar tarde al trabajo: evidentemente ver series pertenece a nuestro tiempo de ocio, pero hemos de pensar también en las siete u ocho horas que tenemos que dedicar al descanso. Muchas personas afirman haberse pasado toda la noche sin dormir porque estaban viendo su programa favorito en su laptop. Eso repercute enormemente en el día siguiente, ya que se sienten sin apenas energía…
¿Crees que eres adicto? Probablemente la siguiente situación sea la tuya...

11. ¡No nos conformamos!: cuando sintonizamos Netflix ya sabemos que vamos a entrar en un mundo del que es realmente difícil salir. Muchas veces es nuestra intención ver un solo capítulo de nuestra serie favorita, pero cierta región de nuestro cerebro nos obliga a continuar con la visualización… ¡Y llegamos a terminar la temporada!
12. El dichoso mensaje: esta plataforma online se preocupa por la salud de los usuarios, por eso cada cierto tiempo muestra un comentario muy especial: “¿Todavía estás viendo… (nombre del programa)?” Aunque odiemos que aparezca esto en nuestra pantalla, lo cierto es que es una señal perfecta para que descansemos la vista un poco.

13. ¡Incluso en el trabajo!: es cierto que las series son adictivas y que no queremos perdernos el último estreno, pero no es bueno que en mitad de una jornada de trabajo o en el centro escolar estemos viendo el capítulo estrella de “Juego de Tronos”. Si nuestro jefe o maestro se da cuenta de nuestro comportamiento, probablemente haya medidas…
14. Presionar a los amigos: normalmente un espacio televisivo de Netflix adquiere popularidad por el denominado “boca a boca”, es decir, se corre la voz de que una serie es buena y es sintonizada por millones de personas. Si nuestros más allegados no han finalizado aún una temporada, solemos presionarlos para que lo hagan lo más rápido posible.

15. Te identificas con los personajes: Después de todas las vivencias que los caracteres de una serie han experimentado, sientes que incluso perteneces a su mundo y puedes llegar a conocer su personalidad. En más de una ocasión has llegado a pensar qué haría uno de ellos en una situación determinada e incluso te has puesto bajo su piel.
16. Te enfadas con los “traviesos”: una de las principales aficiones de los usuarios de Netflix es ver su serie favorita junto a un amigo en concreto. Siempre se hace la promesa de no ver ningún capítulo en solitario, pero a menudo nos damos cuenta de que esa persona nos ha traicionado al saberse de memoria algo que desconocíamos…

17. Influencia en el sueño: un 85% de los amantes de las series prefieren el periodo nocturno a la hora de ver ese programa tan especial. Un capítulo está bien antes de dormir, pero a menudo no podemos parar; ¡hay personas que han llegado a ver 3 episodios más! Este ocio es genial, pero repercutirá enormemente en el día siguiente…
18. Dar la contraseña: ¿existe algo mejor que tener pareja? ¡Claro que sí! Que esa persona tan especial tenga tus mismos gustos en lo referente a la visualización de series… Si crees que has encontrado a tu media naranja, otorgarle tu contraseña de Netflix será la muestra de amor más importante del mundo…
¿Te ha gustado este artículo? Si es así y quieres leer más de este tipo, compártelo con tus amigos y dale a Me Gusta en nuestra página de Facebook.
Fuente: StarStock/ Pixabay/ Giphy/ Twitter-1-2-3-4-5-6-7-8

16
¿Qué piensas? Unirse a la conversación

The Witcher pronto llegará a nuestras pantallas
Síguenos