Increíble!

Publicado 2017-06-23
13 Comentario

Millonario deja embarazada a su amante y le da una gran lección

¿Es cierto eso de que en el amor todo vale? ¿Hasta dónde está dispuesta a llegar una persona por su pareja? Bueno, las respuestas son complicadas, ya que en la mayoría de ocasiones interfieren muchos otros factores, como los propios intereses de una de las partes. Si bien es cierto que el amor no entiende de clases, ni edades, hay ciertos límites morales que hacen que una relación sea más o menos problemática, sobre todo, si uno de los dos solo está con la otra persona por sus riquezas. En el artículo de hoy os traemos la historia real de dos amantes, cuyo protagonista quiso compartirla con todo el mundo para darle para darle una lección a su contraparte…

historias graciosas de desamor

Todo comenzó cuando Marco, un hombre millonario que ya estaba casado, le fue infiel a su esposa con una mujer llamada Sandra, una chica muy hermosa que, al parecer, tenía malas intenciones. El caso fue filtrado en Internet muy rápidamente, donde se podía leer la extensa conversación que ambos mantuvieron en WhatsApp una vez decidieron dejar la relación. Marco quiso volver con su esposa, y Sandra, a quien no le sentó demasiado bien, quiso amenazarlo de alguna manera mediante engaños.

historias graciosas de desamor

Sandra le envió un mensaje a Marco preguntándole si ya le había contado a su esposa su infidelidad, pero al ver que este no le contestaba, se fue poniendo cada vez más furiosa: “¿Por qué no me respondes? ¡Marco respóndeme ya o te vas a arrepentir!” Esto señalaba claramente que la chica estaba muy nerviosa al saber las intenciones de Marco de volver con su esposa. De hecho, esta siguió con las amenazas, diciéndole a Marco que si él no se lo decía, sería ella misma quien lo haría…

historias graciosas de desamor

No obstante, la respuesta de Marco no se haría de rogar, ya que justo en ese momento le respondió siguiéndole el juego. Si ella quería jugar, este no se iba a echar atrás. Al darse cuenta de todas las veces que le había amenazado, Marco contestó: “Hola Sandra. No te preocupes, yo también te tengo una sorpresa”. Acto seguido le adjuntó una fotografía en la que se podía ver un montón de ropa arrugada y amontonada, junto a una maleta y otras cosas más. Eran las cosas de Sandra, las cuales Marco había sacado a la calle. Además, también le comunicó que le había cancelado todas las tarjetas de crédito.

historias graciosas de desamor

Obviamente, esto no sentó nada bien a la chica, quien no dudó en insultarlo rápidamente: “¿Eres idiota o qué?” Sin embargo, la cosa no quedó ahí, ya que, al no saber muy bien qué hacer, Sandra decidió seguir con su juego de mentiras y amenazas: “Pues que sepas que estoy embarazada de tu hijo. Se le contaré a tu esposa y te demandaré. No pararé hasta que te pueda quitar la mitad de todo”. Estaba claro que a Sandra se le veía el plumero, pero Marco se mantuvo firme en todo momento, y siguió dándole donde más le dolía…

historias graciosas de desamor

Marco también le dijo que dejaría de pagar su BMW, destacando además que “a ver si sus padres serían capaces de pagar una mensualidad de 35.000 pesos mensuales”. Sandra iba a pasar de tener la vida a resuelta, con un coche carísimo pagado por su amante y un montón de lujos más, a no tener prácticamente. Obviamente, ella era muy orgullosa, así que decidió darle un ultimátum: “Eres un pende** Marco, en serio. No sabes de lo que soy capaz. Publicaré todo el periódico para que toda tu familia sepa que abandonaste a tu propio hijo…”

historias graciosas de desamor

Con la tensión en su punto más álgido, Marco decidió tranquilizarse y contestarle de la mejor manera posible, con calma y mucha clase: “Tranquila, que ya he hablado con mi esposa. Le conté que le había sido infiel y sobre la relación que tenía contigo. Afortunadamente, me ha perdonado”. Sandra se quedó impresionada con esa respuesta, y ni siquiera pudo contestarle al no saber bien qué decir… ¡Pero esto no acaba aquí, ya que Marco decidió acabar la conversación con Sandra cuanto antes, y lo que tenía preparado, sería una lección que ella nunca olvidaría!

historias graciosas de desamor

Marco dijo lo siguiente: “Además, la razón por la que todavía no tengo hijos con mi esposa es por que soy estéril, así que yo no he podido dejarte embarazada. A propósito, el otro día estuve hablando con mi primo y confesó haberse acostado contigo sin usar preservativo. Lo mejor será que te intentes arreglar con él.” ¡Esta claro que esa conversación final no sentaría para nada bien a Sandra! ¿Qué te ha parecido la historia? ¿Alguna vez has pasado por algo similar? ¿Quizás alguien ha intentado jugar contigo amenazándote con mentiras? SI te ha gustado, comparte este artículo con todo el mundo y no dudes en dejar un Me Gusta en nuestra página de Facebook!
Fuente: StarStock

historias graciosas de desamor
9
¿Qué piensas? Unirse a la conversación

15 capturas de pantalla que sacarán una sonrisa a cualquier persona…
Síguenos