Increíble!

Publicado 2017-06-27
3 Comentario

7 cambios drásticos que atravesó la princesa Diana cuando se divorció del príncipe Carlos…

Tanto el príncipe Charles de Gran Bretaña como la princesa Diana anunciaron en el año 1996 que se habían acordado los numerosos términos para su separación. Entre ellos, Diana perdería completamente su título real, aunque al parecer, le adjudicaron un acuerdo que incluía un suma total de unos 25 millones de dólares. Estuvieron 11 años casados en un matrimonio infeliz, y cuando llegó la hora del divorcio, los escándalos brillaron por sí solos. La población británica seguía encantada con la actitud de Lady Di, sin embargo, hubiera varias cosas que le perjudicaron considerablemente, las cuales no aparecieron en los medios de comunicación. ¡No te pierdas 7 secretos sobre los cambios en la vida de la princesa tras su separación!

divorcio carlos y diana

1. Pérdida del título Real

La pérdida del título real fue claramente un duro golpe para Diana, poniéndola al mismo nivel que la duquesa de York, la esposa divorciada del hermano de Carlos, el príncipe Andrés, y significando técnicamente que tendría que hacer una reverencia antes sus dos hijos, los príncipes William y Harry, en ese entonces de 14 y 11 años respectivamente. Después del divorcio, Diana, que siempre fue mucho más popular que su marido, el heredero del trono, ya no sería un miembro de la familia real, aunque sería “considerada” como tal por la Reina Isabel II y el príncipe Carlos, de acuerdo al comunicado del palacio. Su hijo William, que se quedó muy conmocionado, le prometió a su madre que le devolvería el título cuando fuera Rey. Lástima que Diana falleció poco después.

divorcio carlos y diana

2. Pudo conservar su casa

El Palacio de Kensington, localizado en la ciudad de Londres, fue la residencia oficial de Diana hasta el día de su muerte, la cual pudo conservar tras su divorcio con el príncipe Carlos. Actualmente, residen algunos miembros de la realeza británica, como los duques de Kent, los duques de Gloucester, y el príncipe y la princesa Michael de Kent. No obstante, a mediados del año 2011, también se mudaron a dicho palacio los duques de Cambridge, Catalina y Guillermo, junto a sus hijos George y Charlotte.

divorcio carlos y diana

3. Tenía que pedir permiso

De casi todos es sabido que la conocida como “Princesa del Pueblo” hizo tambalear en varias ocasiones a la monarquía británica, sobre todo por desafiar al protocolo oficial, el cual se negaba a aceptar. Es por eso que la relación entre la princesa Diana y la reina siempre fue vigilada muy de cerca, y los rumores parecían mostrar que había ciertas confrontaciones reales entre las dos. Una vez Diana perdió el título real y abandonó el Palacio, se vio obligada a tener que pedir permiso a la Reina para usar todas las ventajas. Siempre que Elizabeth no tuviera ningún problema, Diana tuvo acceso a los jets de la familia real y a los apartamentos del estado en St. James Palace para divertirse.

divorcio carlos y diana

4. Pudo conservar sus joyas

Es cierto que a la princesa Diana se le permitió conservar todas las joyas que había amasado durante su matrimonio con el príncipe Carlos, con la excepción de la valiosa tiara Knot de Cambridge Lover, la que la reina Elizabeth le obsequió como regalo de bodas y que Diana solo pudo llevar una sola vez. Al parecer, ahora pertenece a las increíbles posesiones de la reina, aunque se dice que fue prestada a Kate Middleton entre el año 2015 y 2016 para su uso y disfrute. ¿Podrá usarla más de una vez?

divorcio carlos y diana

5. ¿Qué pasó con la custodia de sus hijos?

Una vez el divorcio llegó a término, a la ex pareja se le concedió la igualdad de acceso a los príncipes Guillermo y Harry, que tenían 14 y 11 años en ese momento, respectivamente. Los chicos se alternaban las vacaciones con cada uno de sus padres cuando asistían a un internado. En este aspecto, las cosas parecían ser civiles entre Carlos y Diana, ya que trabajaron juntos para cooperar y criar a sus hijos después del divorcio y hasta la muerte de Diana en agosto de 1997.

divorcio carlos y diana

6. La princesa tuvo otras relaciones tras el divorcio

Técnicamente, Lady Di comenzó una relación con un cirujano llamado Hasnat Khan mientras estaba separada de Charles en el año 1995, e incluso llegó a conocer a sus padres y le presentó tanto a William como Harry. Una vez que esta relación también se terminó, Diana comenzó a salir con el heredero egipcio y productor de cine Dodi Fayed en 1997. Los dos estuvieron saliendo durante un par de meses y estuvieron de vacaciones en la Costa Azul antes de que sus vidas fueran trágicamente truncadas por el accidente de coche en París.

divorcio carlos y diana

7. En general, Diana fue considerada como Real

El Palacio de Buckingham declaró públicamente que, como madre de los herederos del trono, Diana seguiría siendo considerada un miembro más de la familia real y “de vez en cuando” recibiría invitaciones a eventos públicos estatales y nacionales del soberano o del gobierno. Durante una investigación en enero de 2007 sobre su trágica muerte, la subdirectora de la casa de la reina, la baronesa Butler-Sloss, dijo: “Estoy satisfecha de que la princesa Diana de Gales siga siendo considerada como un miembro de la Casa Real”. ¡Comparte este artículo con todo el mundo y no dudes en dejar un Me Gusta en nuestra página de Facebook!
Fuente: StarStock

divorcio carlos y diana
36
¿Qué piensas? Unirse a la conversación

Revelan los excesos del príncipe Carlos a pocos días de su 70 cumpleaños
Síguenos