Cotilleos

Publicado 2017-07-12
65 Comentario

Celebridades que tienen caprichos que son el colmo de las excentricidades

¿Qué harías si pudieras vivir la vida igual que la de las personas famosas? Apostamos que no sabrías en qué gastar tu dinero y necesitarías bastante imaginación para inventar la mejor manera de hacerlo. A veces parece que ellos tampoco están muy seguros de cómo invertir sus fortunas y encuentran cada vez más formas de despilfarrarlas. Y, ¿cómo se puede realizar rápida y eficazmente? Desde luego, ¡dejándose llevar por los caprichos! A continuación, una lista de celebridades y sus exigencias más difíciles de creer.

1. Todo por los perros

Entre las muchas extravagancias de las celebridades, una posición muy particular ocupa la admirable veneración por las mascotas. Siendo una gran amante de los perros (o, para ser más exactos, de sus ocho terriers), Mariah Carey (47) pagó 140 mil euros a una organización para que se hiciera cargo de unas "vacaciones" para sus pequeños tesoros. Un lujoso hotel canino en el que fueron hospedados los animales no solamente les aseguró juegos y comida, sino también todo tipo de tratamientos SPA y servicios VIP. Gracias a la generosidad de la diva, la expresión "llevar una vida de perros" cobra un significado completamente nuevo, ¿verdad?

1

¡No te pierdas el nuevo vídeo de nuestro canal! Brad Pitt siempre se ha considerado uno de los hombres más atractivos de Hollywood, pero últimamente parece que esté perdiendo su toque.

2. Piel perfecta en todo momento

¿Alguna vez te has preguntado cómo es posible que la piel de las mujeres famosas se vean tan radiantes e impecables? Parece que hemos encontrado la respuesta. Ya que Rihanna (29) es más que consciente de su popularidad y posición en el mundo del espectáculo, le da tanta importancia a la necesidad de lucir perfecta que hasta emplea a un grupo de dermatólogos y especialistas estéticos para que se ocupen de mantenerla sana y salva las 24 horas del día. Y ¿cuánto vale un servicio de este tipo? Pues, unos 35 mil dólares semanales. ¡De repente todo queda claro!

2

3. Baños cuasi-reales

A pesar de su indudable encanto y gran talento para la actuación, la única e incomparable Julia Roberts (49) a lo largo de su carrera se ha ido ganando la mala fama de ser una pésima compañera de trabajo (si deseas comprobarlo, AQUÍ encontrarás más información al respecto), y por si fuera poco, algunas de sus exigencias aparentemente influyen en esta imagen a más no poder. Según la prensa rosa estadounidense, la estrella únicamente se baña en agua mineral o leche y se rehusa a trabajar hasta que los productores de sus películas se lo garanticen. ¿Será pariente de Cleopatra?

3

4. De todo un poco

Debido a su estatus de súperestrella, durante su vida Michael Jackson (f. 50) pudo darse con todos los gustos asumiendo que sus deseos serían cumplidos. Su mansión "Neverland" fue convertida en una residencia de ensueño, llena de detalles fantásticos y tenebrosos a la vez. Si bien su colección de muñecas y el hecho de rodearse de todo tipo de animales (entre los que destacaba su chimpancé Bubbles) parecen ser algo relativamente normal, el hecho de adquirir ciertas momias en subastas es un hecho bastante desagradable.

4

5. Regalos bien abiertos

La vida familiar de los Beckham por muchos es considerada ejemplar y digna de admiración, y no es de extrañar. El clan formado por un ex futbolista británico y su esposa relacionada con el mundo de la moda destaca por la gran naturalidad y frecuentes demostraciones de sentimientos cálidos entre padres e hijos. No obstante, puede que los cuatro retoños de David (42) y Victoria Beckham (43) tengan mucho más de lo que necesitan. Cuando, en una ocasión, decidieron pasar la Navidad en Madrid, sus padres le pagaron más de 1500 euros a una persona por... ¡abrir sus regalos! ¿A que tienen aire de la familia real británica...?

5

6. Ciudad privada

Aunque la mayoría de los famosos no suelen quejarse de estar rodeados por sus fans, la impaciencia de Justin Bieber (23) ha hecho que, desde hace un tiempo, todo el mundo sepa que su constante presencia puede ser fastidiosa. Suponemos que, justamente, las malas vivencias con montones de admiradoras le llevaron a realizar una de las ideas más extravagantes de la farándula, además de pagarse una visita privada a la ciudad del Vaticano. A lo mejor si puiéramos experimentar el mismo nivel de fama nos parecería más razonable.

6

7. Toallas especiales

Todos sabemos que Kanye West (40) es un ser particular y el tamaño de su ego supera incluso el de sus ganancias. Una vez cada tanto, el talentoso rapero consciente de su propio valor artístico, asombra a las masas con alguna que otra ocurrencia, pleito o queja relacionada con sus "adversarios". Pero ¿quién diría que su megalomanía pudiera llegar lo bastante lejos para manifestarse incluso después de los conciertos? Entre uno de los muchos caprichos que han de cumplir los organizadores de sus conciertos, se encuentra la necesidad de usar solamente toallas de Versace, de las cuales cada una cuesta alrededor de 400 dólares. ¿Será que las demás no secan tan bien?

7

8. Más blanco imposible

Puesto que nació en la parte pobre del Bronx, podríamos creer que una vez famosa, la cantante de "Let´s Get Loud" sabe manifestar su presencia entre la gente común con clase y moderación, ¿verdad? Hasta cierto punto es cierto, ya que Jennifer Lopez (47) definitivamente es otra estrella de la música que a la hora de exigir cosas no conoce límites. Su único requisito cuando está de gira es disponer de un apartamento de color blanco después de los conciertos. ¡La verdad es que en comparación con otras ideas de este listado resulta poco creativa!

8

9. Museo para dos

No es por nada que el matrimonio de Beyoncé (37) y Jay Z (47) es considerado el más poderoso de la industria musical. La pareja de cantantes no solamente protege su privacidad con uñas y dientes y vive relativamente lejos del alcance de los fotoreporteros, sino que también cuenta con el dinero suficiente para convertir en suyas incluso las instituciones públicas e históricas. De ejemplo puede servir su visita al museo del Louvre que tuvo lugar en 2014. A los cónyuges les fue concedido el derecho al acceso exclusivo a este conocido lugar de París e incluso pudieron sacarse fotos delante de "Mona Lisa".
Si te ha gustado este artículo, háznoslo saber. Comparte esta publicación con tus amigos y familia y ¡déjale un "Me gusta" a nuestra página de Facebook
Fuente: Giphy / Fame Flynet / Starstock

9
1
¿Qué piensas? Unirse a la conversación

Kim Kardashian y las reglas estrictas que deben seguir los vientres de alquier
Síguenos