Conmovedor

Publicado 2015-11-18
0 Comentario

Eres más bajito por culpa de la mochila que llevabas al colegio

Las mochilas que llevábamos al colegio nos han hecho encoger. El gran peso que transportábamos, aunque fuera por un periodo corto de tiempo, ha provocado que con el paso del tiempo suframos problemas de espalda y perdamos varios centímetros por el camino.

Así lo confirma el profesor Harvinder Sandhu, cirujano especialista en operaciones de médula espinal en el Hospital de Nueva York, tras realizar un estudio en el que ha analizado los mayores problemas que sufren las personas que, de jóvenes, cargaban grandes pesos en sus mochilas y espaldas.

Según un análisis realizado en 2010, el gran peso en las espaldas comprime la médula espinal y causa agudos dolores de espalda, algo que se va agravando en la etapa de crecimiento. Tomando como muestra un grupo de niños de 11 años, se observó que sus mochilas llegabas a pesar más de 12 kilos.

No obstante, Sadhu confirma que el peso es cada vez mayor. “Los niños llegan a llevar mochilas de 20 o 25 kilos, lo que provoca problemas cada vez más graves”.

Mochilas grandes

Teniendo en cuenta que un niño de esta pesa unos 40 kilos, la mochila que lleva pesa la mitad de su peso total, es decir, como si un hombre de 70 kilos llevara encima un Golden Retriever durante horas.

Una de las consecuencias de llevar tanto pesa es la compresión de la médula espinal. Al estar comprimida 5 días a la semana, 9 meses al año, de no es difícil que provoque escoliosis: una desviación lateral de la columna. El tener la espalda torcida es lo que provoca que pierdas unos centímetros de altura.

Aunque a los adultos que suelen sufrir 10 o 20 grados de escoliosis no se suele requerir tratamiento, en los niños es distinto. Sufrir escoliosis en la niñez suele provocar complicaciones al estar en un proceso continuo de crecimiento, llegando incluso a la cirugía.

Incluso cuando la columna parece recta, la compresión de la misma también acarrea pérdida de crecimiento. Los discos lumbares, situados por debajo de la espina dorsal, son huesos llenos de agua. Estos se secan a medida que envejecemos. Con el desgaste normal de los disco, entre los 20 y los 60 años se puede llegar a perder 4 cm de altura. No obstante, si le sumamos el deterioro provocado por las mochilas, se multiplica la velocidad de desgaste, provocando la mayor desaparición de estos centímetros.

“Es como conducir un coche con una rueda deshinchada”, afirma Sadhu. “Puedes conducirlo, pero no funciona igual, se acaba gastando tanto que hay que cambiarla. Con los discos ocurre lo mismo, si se acelera el proceso, necesitarás cirugía”.

Mochilas grandess

“El uso de mochilas también perjudica hombros, cuello y rodillas”.

Otros doctores también han corroborado la problemática de los niños cuando cargan las mochilas. A parte de la espalda, el reumatólogo Nathan Wai afirma que puede desembocar en la inmovilidad de girar los hombros y el cuello en un círculo completo. El cirujano ortopédico Robert Max, explica que las rodillas también se ven afectadas. E incluso podría propiciar la imposibilidad de recuperación de una lesión grave.

¿Cuál es la solución?

Teniendo en cuenta que los niños tienen que llevar los libros a clase, y que las taquillas no les quitan de tener que llevarlos de arriba a abajo, Harvinder Sandhu lo tiene claro:

“Un remedio fácil y sencillo es utilizar mochila de ruedas. Pienso que es una de las mejores cosas que han creado nunca, aunque para los jóvenes no es algo “cool”, es una pena”.

Ya sabes, si te negabas a llevar mochila de ruedas al colegio porque era algo friki, que sepas que has sacrificado unos centímetros de altura a cambio de ser enrollado.

Mochilas grandesss
18
¿Qué piensas? Unirse a la conversación

Mi hermano ha desaparecido, y ésta es la última foto que hizo con su móvil
Síguenos