80 Comentario

La charla que Lady Di mantuvo con el Príncipe Guillermo acerca de la traición de su padre

Siempre es una situación horrible para cualquier persona ver como su feliz matrimonio, y finalmente por ende su familia, se rompe por el motivo que sea. Pero, si encima la causa es una infidelidad ajena que nuestra pareja ha cometido, el dolor y la sensación de frustración pueden alcanzar a ser inmensas. Y es que, si tenemos que perder algo tan importante y sobre lo que tantos esfuerzos y expectativas acostumbramos a depositar, que sea al menos por algo de lo que se nos pueda responsabilizar en alguna medida, ¿no?

La charla que Lady Di mantuvo con el Príncipe Guillermo acerca de la traición de su padre 1

Pero, mucho peor es el momento en que afrontamos la necesidad de explicar la situación a nuestros descendientes en caso de haberlos, puesto que sus preguntas van a ser evidentes, y suelen llegar con una frecuencia inesperada. Una conversación así no es fácil de tener, pero la Princesa Diana tuvo la valentía de afrontarla después de la situación tan desgraciada en la que quedó tras las infidelidades cometidas por el que por el año 1995 fuera su marido: el Príncipe Carlos.

La charla que Lady Di mantuvo con el Príncipe Guillermo acerca de la traición de su padre 2

¡No te pierdas el nuevo vídeo de nuestro canal!
Las bodas de Corea del Norte han sido un misterio para todo el mundo hasta ahora. Gracias a nuestra compañera Mar, de nuestro canal de Youtube, podrás descubrirlo simplemente haciendo clic. Podrás disfrutar de más contenido de calidad activando la campanita de notificaciones.

En pleno proceso de separación la mediática princesa declaró hacia la misma prensa que su hijo Guillermo, que en aquellos días contaba con 13 años de edad, poseía ya madurez de sobra como para comprender la naturaleza del asunto que había desencadenado sus problemas matrimoniales. Motivada por esta forma tan optimista de pensar decidió tomar el camino directo y dejarse de especulaciones, al hablar sobre el tema con su primogénito sin tapujos.

Y aunque la conversación que llegaron a mantener pudiera parecer muy compleja, como en realidad es en general este asunto, se conoce que Diana escogió un tono muy tierno y didáctico para afrontar la situación y logró apagar el incendio con la cifra más baja de víctimas posible. Y es que, las tensiones existentes en la casa real, no podían ocultarse por mucho más tiempo, y siempre es mejor escuchar algunas cosas de boca de un ser querido que de mano de cualquier medio sensacionalista o persona desconocida.

La verdad siempre triunfa, y los hijos ya la empezaban a vislumbrar. Especialmente el mayor ya venía sintiendo las tensiones, aún tiempo antes de que ningún medio se hubiese hecho eco de problemas de ningún tipo. Con el paso del tiempo las habladurías se fueron tornando insoportables de manera progresiva, y con ello, la presión por contarle a su hijo las como eran las cosas fué aumentando a las espaldas de la mediática princesa.

Se hablaba de que podía haber habido infidelidades por las dos partes, aunque a día de hoy solo consta con cierta evidencia el hecho de que hubo un amorío entre el Príncipe Carlos y la que fuera su ex-novia: Camilla Parker-Bowles. Cuando Diana lo supo, no tuvo problema en "agarrar el toro por los cuernos", gesto que a muchos sorprendió habida cuenta de su fama de tímida e introvertida. Los cimientos de la relación se tambaleaban ya de forma contundente.

Finalmente los problemas de la vida privada de esta pareja de la más alta realeza británica salieron a la luz y se hicieron públicas, con la escabechina posterior que ya podemos imaginar que se dió. Ante esta situación Diana explotó y se expresó con dureza sobre su matrimonio en una entrevista que concedió a la BBC al decir: “Había tres personas en este matrimonio, así que creo que éramos demasiados”. Aún así no siempre estuvo decidida a optar por el divorcio como posteriormente acabaría sucediendo.

En esta misma entrevista Diana no solo comentó su intención de hablar con su hijo sobre las aventuras extramatrimoniales de su padre, sino que también nos regaló palabras bellas como estas: “Si encuentras alguien que amas, debes cuidarla y quedarte con ella. Y si tienes la suerte de encontrar a alguien que te ame, debes protegerla siempre”. La entrevista fué enormemente mediática y a los pocos días de su conclusión, fué la propia Reina Isabel II quien contactó a estos dos por carta pidiéndoles que se divorciaran por fin.
Si te ha gustado este artículo no dudes en dar "Me gusta" en nuestra página de Facebook y compartirlo con todos tus amigos.
Fuente: Unsplash / Pixabay / Pexels

4
¿Qué piensas? Unirse a la conversación

William y Harry son los fieles representantes del legado de Lady Di
Síguenos