0 Comentario

Los secretos que las princesas decidieron contar sobre su trabajo en Disneyland

La mundialmente conocida marca Disney tomó la gran decisión a partir de la década de los noventa de crear grandes parques temáticos que les permitirían llevar la magia de sus películas al mundo real. De esta manera cualquier persona puede ir a estos parques esparcidos por el mundo y conocer a sus ídolos de ficción. De hecho muchos de estos seguidores afirman que Disneyland es el lugar más indicado para hacer realidad tus sueños. El primero de estos parques fué construido en Anaheim, California, y su éxito determinó la apertura de muchos recintos similares en otros lugares a lo largo y ancho del mapa, tanto dentro de EEUU (Florida) como fuera de las fronteras de este lugar (China, Japón, Francia). Sin embargo, muy poco se sabe de las personas que van dentro de los trajes y de sus normas.

1. Proceso de selección

Podría parecer que la profesión de actor de parque temático carece de excesivas exigencias con las que cumplir, pero en el caso de las princesas Disney esto está muy lejos de la realidad. Pasearse por el parque caminando vestida y maquillada como una princesa Disney no es tarea fácil. Se requiere de cumplir con los requisitos de atesorar entre 18 y 23 años y medir entre 1’65 y 1’73 cm. Asimismo se deberán pasar pruebas de baile, de emulación de los acentos de diversas princesas, y de canto.
Continúa leyendo con nosotros para saber más sobre el tema...

¡No te pierdas el nuevo vídeo de nuestro canal!
Las bodas de Corea del Norte han sido un misterio para todo el mundo hasta ahora. Gracias a nuestra compañera Mar, de nuestro canal de Youtube, podrás descubrirlo simplemente haciendo clic. Podrás disfrutar de más contenido de calidad activando la campanita de notificaciones.

2. Proceso de formación

Las chicas que han tenido la suerte de ser elegidas durante el proceso previo son sometidas a un riguroso proceso formativo que requiere de ver numerosas películas que les ayudarán a encarnar a los personajes que su trabajo exige. Además estas chicas deberán aprender a simular los gestos, movimientos y voz de estas princesas, además de aprenderse todas lasa frases dichas por su personaje. Tendrán clases de interpretación, baile y canto, y se les va a instruir también en materia de maquillaje.

3. Humillación

Estas mujeres que trabajan como princesas en estos parques temáticos siempre deben tener buen humor, ante cualquier contratiempo que pueda surgir en el ejercicio de su profesión. Muy a menudo las princesas se sienten humilladas por gestos obscenos, contactos en lugares inapropiados, y gestos inadecuados llevados a cabo por algunos niños. Deben mantener la mente fría. Lo peor de todo, según afirman, es que la mayoría de estos gestos vienen alimentados por sus padres.

4. Acoso

Aunque parezca mentira, los adultos son más problemáticos que los niños. En esta línea, una de las chicas que hacía de la princesa Blancanieves sufrió el acoso por parte de un visitante de edad adulta al parque temático, quien afirmó que iría a verla cada domingo, y que asesinaría a cualquier otra muchacha que quisiera actuar como el personaje que esta actriz interpretaba. Además intentó besarla, con lo que.la violencia de la situación fue extrema. Además se asegura que las chicas que interpretan a pocahontas deben aguantar todo tipo de comentarios por parte de hombres sin perder la calma.

5. Realidad distorsionada

Muchas muchachas sufren trastornos psicológicos debido al ejercicio de su profesión, hecho que se debe a que en el parque temático reciben el trato de auténticas celebridades, a la vez que se dedican a fingir un carácter completamente diferente al suyo durante largas jornadas. Ello acaba por influir se quiera o no en su personalidad de la vida real llevando a una confusión entre la persona y el personaje. Además el contraste entre su fama en el lugar de trabajo y el anonimato que afrontan en el común de las calles también trastorna a estas mujeres en exceso.

6. Siempre de buen humor

Deben actuar durante toda la jornada como la princesa que están interpretando. Ello implica que tienen que llevar siempre a cuestas su mejor sonrisa, emanando felicidad a los demás, y hablando constantemente con la voz de su personaje. Esto ha conducido a la necesidad de que se tenga que operar a muchas de estas mujeres por culpa de nudos vocales que se desarrollan en sus cuerdas vocales por este esfuerzo constante que llevan a cabo. En otros casos estas anomalías ni tan siquiera han sido operables.

7. Sueldo bajo

Las princesas disney tienen un sueldo que, a pesar de no estar tan mal, no es considerable como alto. Ganan 13 dólares la hora, los cuales se incrementan en 13 centavos por cada año que pasa. Sin embargo no tienen bonificación ni pago extra alguno durante el año, cosa que conduce a que muchas afirmen que es difícil mantener la motivación en el tiempo con estos emolumentos. Además su carrera dura como mucho hasta los 23 o 25 años, circunstancia que no es muy esperanzadora.
Si te ha gustado este artículo no dudes en dar "Me gusta" en nuestra página de Facebook y compartirlo con todos tus amigos.
Fuente: Twitter

1. Proceso de selección
8
¿Qué piensas? Unirse a la conversación

Los requisitos que Disney les exige a sus actores
Síguenos