Increíble!Consejos

Publicado 2018-09-17
0 Comentario

Señales de que un hombre está siendo infiel

La infidelidad es un fenómeno que ha ocurrido muy a menudo en la historia. No obstante, aun cuando está circunscrito principalmente a los hombres, hay mujeres que también son infieles. En esta oportunidad te comentaremos sobre los cambios repentinos que experimenta un hombre cuando está en algún tipo de infidelidad ¿Tienes alguna sospecha de que tu pareja pueda estar engañándote? Pues es tiempo de revisar si su comportamiento coincide con el típico de los infieles.

1. Comienza a "trabajar" largas horas

Este es un signo de que podría haber un engaño de por medio. Los hombres que están en aventuras tienden a inventar horas de trabajo inexistentes. De pronto, de buenas a primeras se ha vuelto el hombre más ocupado del mundo y es justamente él quien puede y debe asumir todas las responsabilidades de la empresa para la que trabaja. Sus jornadas laborales son interminables y extenuantes y no encuentra el tiempo para ti. Si algo de esto de pronto comenzó a ocurrir, ten mucho cuidado.

¡No te pierdas el nuevo vídeo de nuestro canal! Cuando nos llega la primera cita solo somos un atajo de nervios. Pero hoy os traemos unos consejos que nos harán salir indemnes de esta traumática situación.

2. Esconden sus finanzas

Esta puede ser otra señal de que tu hombre te engaña y es bastante común; por cierto, muchas mujeres la han padecido. Cada pareja decide cómo maneja las cuestiones monetarias en su relación. Aunque la enorme mayoría decide compartir sus gastos por igual, hay quienes optan por dividirlos y cada quien se encarga de los propios. Pero, cualquiera que sea la elección, generalmente ambos conocen sus números. Sin embargo, muchos varones de pronto se vuelven más “cuidadosos” con este tema.

De este modo el hombre oculta información financiera sobre idas a restaurantes, hoteles y otro tipo de gastos con su amante. Hay que prestar mucha atención a estas conductas, pues son de las más frecuentes en quienes tienen una doble vida. Aunque cabe señalar que una cosa es un desliz, para la cual el hombre no deberá de tomar tantas precauciones. Pero, si ya se trata de una doble relación, entonces este tipo de cambios serán mucho más evidentes. ¡Mantente alerta y con los ojos bien abiertos!

3. Cambios de humor repentinos

Este es otro aviso bastante obvio de que hay algo que no está para nada bien y cuando eso ocurre incluso piensas que él está loco. De hecho, es bastante común que llegues a imaginar que es tu culpa que él cambie de humor de forma tan drástica, pues eso es lo que él te hace pensar. A menudo quienes presentan estas conductas argumentan que se sienten mucho mejor fuera de casa que estando a tu lado. Esto es sencillamente un intento de escapatoria para pasar más tiempo con la otra.

Pero en este caso él no está fuera de sí, más bien está pendiente de alguien más y su pareja establecida pasa a segundo plano. En el caso de los matrimonios que ya tienen hijos, es bastante frecuente que deje de pasar tiempo con sus retoños e incluso llegue a culparlos de sus desgracias y de su hartazgo diario. A menudo recurren a la excusa del aburrimiento y la rutina que experimentan en el hogar, por lo que exigen pasar más tiempo "a solas".

4. Cambio de rutina

Antes de que tu pareja te fuera infiel tenía patrones sumamente claros y predecibles, en otras palabras una estructura definida. Era prácticamente imposible errar en lo que iba a realizar cada día, pero ahora, de repente comienza a tener cambios de horarios en su trabajo, los cuales de hecho a menudo suelen ser bastante ridículos e increíbles. Cabe señalar que en el caso de los varones, los engaños son mucho más fáciles de detectar por las mujeres. Haz caso a tu instinto femenino y pregúntaselo abiertamente.

Al sumergirse en las aguas de la infidelidad ya no hace ejercicios a la hora acostumbrada o trastoca por completo los horarios. Pero, cuando tú como mujer lo afrontas y le haces la pregunta directa de si tiene una amante o no, seguramente si la respuesta es afirmativa, no te la dará, pero podrás ver su nerviosismo. Algo bastante notorio es su mirada. Si cuando le cuestiones esto, él mira a todos lados menos a tus ojos, puedes tomar esa actitud casi como una afirmación segura de su fechoría.

5. Comienzan a probar cosas nuevas

Esta es otra indicación de que hay algo raro y está referida a la vida sexual en el sentido de que salen de lo habitual. Una pareja que tiene una aventura usualmente, o deja de tener intimidad, o por el contrario comienza con ideas inesperadas. Pero, en este sentido hay que ser muy cuidadosas, pues eso no necesariamente significa que nuestro compañero nos esté siendo infiel. Puede que únicamente se haya decidido a explorar su lado oculto. Depende de la comunicación entre ustedes.

No obstante, si estas ideas se salen de lo que en verdad a ti también te interesa, entonces más vale hablar a tiempo para que no haya malentendidos entre ustedes. Es decir, está bien experimentar cosas nuevas, pero cuando eso transgrede los gustos, intereses y sobre todo la dignidad del otro, ya no tiene el mismo efecto. La vida íntima en pareja se habla y se llegan a acuerdos que beneficien a ambos. Pero, si no estás de acuerdo y tienes tus sospechas sobre el origen de esas nuevas fantasías, ¡háblalo!

6. Se comienzan a hacer reservados

Este es un signo bastante claro de que una infidelidad está ocurriendo y se manifiesta de modo que tu pareja se hace opaca. De pronto pareciera que no tiene absolutamente nada que contarte o al menos no existe ningún tipo de disposición de hacerlo. Esta puede ser sin duda una señal evidente de que las cosas ya no están para nada bien entre ambos. Lo más importante siempre que exista duda es hablarlo y ser honestos el uno con el otro, quizá sea tan solo una sospecha infundada de tu parte.

Pero si a partir de este punto no puedes predecir qué hay en sus pensamientos ni hacia dónde se dirigen sus deseos realmente. E incluso cuando ya le has pedido en repetidas ocasiones que se sienten a dialogar y él se niega a hacerlo, argumentando siempre que no tiene tiempo para ello, entonces puedes comenzar a sacar tus propias conclusiones. Si no hay nada que ocultar, por qué no darse algunos minutos para explicar lo explicable. Sin duda una señal de infidelidad se asoma.

7. Cambia las contraseñas

Un hombre que está en una relación alterna, todo el tiempo está ocultando lo que hace y para ello cambia las contraseñas. Sí, es cierto que la privacidad de cada quien es igualmente importante, sin embargo, si antes no era tan celoso de esta información, eso puede ser una señal evidente de que está tratando de mantenerte algo oculto. No se trata de que te conviertas en su investigadora privada y quieras conocer todo acerca de tu pareja, pues para eso existe la confianza, pero, hay algunos patrones alarmantes.

Si él está teniendo un amorío oculto y no lo hace así, corre el riesgo de que le sean detectados conversaciones o intercambios de correspondencia. Por ello, de buenas a primeras ha decidido modificar sus contraseñas de todos aquellos dispositivos electrónicos, cuentas bancarias y demás cuestiones a las que antes ambos tenían acceso sin problema alguno. Este es uno de los aspectos más debatidos pues, por un lado está su intimidad y, por el otro, unas ansias extrañas por ocultarlo todo sin motivo aparente.

8. Se olvida de cosas y tiene historias inverosímiles

Otra de las consecuencias de vivir una doble vida en la que hay una amante consiste en que no se acuerdan siempre de las historias contadas. En este sentido es bastante frecuente que cada vez que intentan tener coherencia con sus relatos haya detalles nuevos que antes no habían mencionado. Las contradicciones también son algo que caracteriza a esas explicaciones fallidas. Ten siempre presente su mirada, sus manos y sobre todo el tono de voz cuando intenta decirte que todo "está bien".

No es fácil lidiar en este caso con tantas tramas aparentes y otras ocultas, por lo que las inconsistencias en las historias se notan. De ser posible, trata de recordar los detalles que quizá para él puedan ser insignificantes, horas, colores de ropa de aquel día, etc. Es muy probable que las contradicciones vengan en torno a estas cuestiones. Si existen, seguramente comenzará a titubear cuando intente hablarte con supuesta franqueza. No habrá escapatoria entonces.

9. Cambia sus gustos musicales

Este es otro detalle de que hay algo que no está para nada bien y que denota que hay alguien más implicado. Pero, de hecho no nada más son sus intereses en torno a un tipo de música determinado, sino también a su lectura e incluso hasta a sus hábitos alimenticios. Antes solía decir que la música pop era menos que basura, pero de un día para otro comienza a escuchar esas baladas pop románticas del momento en la radio, más vale que te mantengas bien atenta a estos cambios repentinos.

Recuerda siempre que cuando un hombre es infiel sus pensamientos están en otra cosa y en otros imaginarios distintos al usual. Pero, hay cosas que delatan a los infieles de manera demasiado simple. Cuando detectes que algo en sus gustos ha cambiado, pregúntale por qué de buenas a primeras se pone tan contento con esa melodía o incluso si le recuerda algo o a alguien en particular. Su forma de responder a esta pregunta te dará mucho de lo que necesitas saber.

10. Borra su historial

Las parejas infieles en general no quieren dejar huella de nada y por eso eliminan historiales en navegadores. Y no solamente en artefactos electrónicos, sino también en general en la vida andan de modo furtivo. Este es un indicio de que no se sienten para nada cómodos con la doble vida que están llevando y hacen hasta lo imposible para que no se les encuentren sus relaciones ocultas, pues demasiado es lo que está en riesgo de llegar a hacerlo.

Recuerda que esta es únicamente una guía de ayuda sobre algunas señales, conductas y patrones que presentan quienes son infieles de manera recurrente. No obstante, el hecho de que tu pareja presente alguno o varios de ellos quiere decir que en efecto tenga una aventura con otra mujer. Lo más importante es siempre una sana y clara comunicación entre ustedes. Si sospechas algo de tu compañero, la recomendación es sentarte a dialogar con él al respecto de manera madura y cordial.
Fuente: Instagram

247
¿Qué piensas? Unirse a la conversación

Una novia se fue a cambiar a su habitación después de la boda. Su marido estaba tendido en la cama, pero no estaba solo
Síguenos