0 Comentario

El mensaje de despedida de Violeta Isfel a su hijo

La actriz de “Atrévete a soñar” y “Porque el amor manda” entre otros programas televisivos, se ha convertido en protagonista de noticias por una publicación que hizo en las redes sociales. Violeta Isfel de vez en cuando muestra alguna imagen juntos a su hijo de 14 años, Omar. La también modelo, con 33 años, ha sido capaz de sacar adelante su carrera profesional con gran éxito así como ser madre soltera. También habiendo trabajado como cantante y portada de revistas, la mexicana se encuentra en un buen momento profesional. En cambio, no es oro todo lo que reluce y tan emotivo ha sido el duro golpe que le acaba de dar la vida, que incluso está necesitando ayuda psicológica. ¿Aún no te has enterado? Continúa leyendo y descubre todo.

El mensaje de despedida de Violeta Isfel a su hijo 1

1. Violeta se quedó sola cuando menos lo esperaba. A veces la vida nos toma por sorpresa en los momentos menos pensados. Eso fue justamente lo que le sucedió a la guapa actriz. Pero, a pesar de que ahora tendrá que enfrentar la vida sin su gran compañero, ella ya tiene bastante experiencia afrontando este tipo de desafíos en la única compañía de ella misma, pues desde los 19 años es madre soltera. Aún así, la enorme mayoría de las veces no estamos listos para estos retos, pero eso nos hace crecer y madurar.

¡No te pierdas el nuevo vídeo de nuestro canal! Kim Kardashian sigue revelando sus facetas ocultas, en este caso la maternidad, siendo un ejemplo para muchos y una aberración para otros.

2. Tuvo a Omar con 19 años de edad; fue una situación apremiante y desafiante, pero ella la supo solventar de buena manera. Al igual que muchas otras mujeres, Isfel también tuvo que hacerle frente a la crianza de un hijo ella sola. Habrá quienes hagan mofa de las conocidas como "mamás luchonas", pero la realidad es que no cualquiera, ni muchos hombres que hacen alarde de serlo y mucho, se atreverían ni lograrían hacerlo incluso intentándolo. Se necesita mucha valentía y arrojo.

3. En el momento que supo de su embarazo, el hombre que la dejó encinta se desentendió de ambos. Desconocemos la relación que llevaba con él, sin embargo, al igual que muchos que se hacen llamar hombres, este también prefirió salir huyendo como una niña aterrada por un desafío para el cual no está preparada. Únicamente ellos dos sabrán, y de hecho cada quien tendrá su versión, cómo es que sucedieron los hechos y por qué el progenitor, pues en realidad no se le puede llamar padre, la dejó a su suerte.

4. Omar, el hijo, ha reconocido que no conoce a su papá, o mejor dicho al hombre que embarazó a su madre. No obstante, eso no ha sido impedimento para que ambos hayan llevado una vida bastante digna. Contrario a lo que fue hace ya algunos ayeres, hoy en día las familias antes llamadas disfuncionales, son de lo más normal. De hecho, el no tener a uno de los dos progenitores durante la crianza ya no es algo que se salga de los parámetros y cánones de las sociedades modernas.

5. "Lo único que sé es que se llama Gerardo, es lo único que sé. No sé más de quién sea o qué hace, pero además no me importa", declaró el niño. Y como ¿por qué habría de importarle? Si a fin de cuentas ha sido su madre quien lo ha sacado adelante. Quizá más tarde, como suele ocurrir, cuando el peso de los años y el remordimiento caiga sobre los hombros del progenitor, entonces quiera conocer al hijo al que le negó brindarle su compañía y su crianza durante los años que más lo necesitó.

6. El jovencito ya tiene 14 años y cuenta con el gran apoyo de su mamá. Por lo que sabemos, incluso en estos años tan complicados de la adolescencia, el chico, con la guía siempre de su madre, ha sabido andar por buen camino. De hecho, es un fiel amante del deporte, particularmente del fútbol. Sin duda alguna se refleja el buen ejemplo que le ha dado la hermosa actriz, quien ha sabido combinar y sobrellevar las complicaciones de criar ella sola a un varón, y ahora a un adolescente.

7. Recientemente tuvo que partir a Pachuca para comenzar su experiencia en la Universidad del Fútbol y Ciencias del Deporte. Esta institución es, desde hace ya varios años, una de las escuelas deportivas más importantes y más reconocidas de todo México y de América Latina. Si bien el club de primera división, los Tuzos del Pachuca, llevan ya algunos torneos sin trascender de manera contundente, la escuela continúa generando jóvenes talentos en su cantera.

8. Violeta no ha llevado nada bien separarse de su retoño, pese a que creyó que no sería tan complicado. Y es que si ya de por sí es difícil hacerlo por el simple hecho de ser su madre, hay que sumarle el hecho de haberlo criado ella sola y haber compartido, por ende, tantos momentos tan importantes y bellos a su lado. Esta separación sin duda debe de sentirla como a quien le arrancan una parte de su propio cuerpo. Únicamente las madres que han pasado por un acontecimiento similar conocen esa sensación.

9. "Yo no había entendido eso del nido vacío, de hecho yo me reía mucho de ese término, no lo entendía muy bien. Y ya después descubrí que no es que uno no lo entienda, sino que es como un tema de instinto", contó Isfel. De hecho este término hace referencia al enorme hueco que dejan los hijos cuando deciden marcharse de casa y dejar atrás a sus padres que les dieron todo desde que llegaron a este mundo. Sin embargo, quizá el hecho de ser madre soltera incrementa aún más ese sentimiento de vacío.

10. Gracias a que se mantiene muy ocupada por su trabajo, no se atormenta con la distancia. Sin embargo, vaya que podemos imaginar lo sola que debe de sentirse al llegar a casa. Sobre todo considerando que seguramente todavía cuenta con muchas de las cosas del jovencito. El mero hecho de ver sus pertenencias y saber que está lejos y no puede darle un abrazo cuando así lo desea es ya un sentimiento de angustia que sin duda ya ha experimentado.

11. Ha sido necesario establecer un mes de distancia madre e hijo para facilitar la adaptación al cambio del pequeño. Aunque seguramente ni aunque pasen los años y él decida casarse o compartir su vida con alguien y formar su propia familia y vivir su propia vida, ella dejará de extrañarlo y verlo como su pequeño retoño. Es un sentimiento que únicamente quienes somos padres conocemos. A pesar del paso del tiempo y de los evidentes cambios de nuestros hijos, siempre los veremos como unos bebés a los que hay que proteger.

12. Violeta acudió a terapia para que le ayudaran a llevar mejor la separación con su hijo. Y es que no debe de ser nada sencillo compartir tantos años con un ser tan amado y cercano y de repente encontrarse nuevamente sola. No únicamente por la rutina adquirida durante todo ese tiempo, sino por la compañía. Seguramente el chico fue su confidente y compañero en muchos momentos tanto alegres como tristes. Ahora, de buenas a primeras, el jovencito ya no está al alcance.

13. "Y de pronto llega ese día tan esperado e importante en nuestras vidas. Para mí llegó ese momento en que realmente comprendes que nuestros hijos son prestados", fue el mensaje que dedicó la actriz a su pequeño retoño. Aunque a muchos, sobre a quienes no son padres todavía, pueda parecer exagerado, hay que intentar siempre ponerse en los zapatos de los demás. El mensaje, aunque emotivo, al mismo tiempo debió haber sido desgarrador para una madre que ve partir a su pequeño.

14. Para ninguna madre es fácil decir adiós a un hijo y todavía menos cuando lo has educado sola y reconoces lo que hizo Isfel: "Verlo tan entregado, con tanta disciplina y con tantas ganas, pues me queda claro que algo bueno le enseñé". Al menos la satisfacción de ver que su retoño ha elegido el deporte como camino debe dejarla completamente tranquila y llena de satisfacción. Un gozo que únicamente las grandes mujeres que han tenido la valentía y los pantalones de educar ellas solas a sus hijos.

15. Completamente orgullosa de Omar Isfel, reconoce lo duro que está siendo aceptar la partida. No obstante, a su vez sabe que era un momento que llegaría tarde o temprano. Ella misma se encargó, con su propio ejemplo, de forjarle las alas de un material lo suficientemente fuerte como para emprender el vuelo y resistir las adversidades de este y otros muchos desafíos que vendrán en su vida. Ahora no puede cortárselas, sino permitirse y permitirle vivir y seguir sus propios sueños y alcanzar sus objetivos.
Fuente: Instagram - Violeta Isfel

350
¿Qué piensas? Unirse a la conversación

11 madres que son un desastre y deberían parar de criar a sus hijos...
Síguenos