0 Comentario

Buenas prácticas para la salud de nuestro hígado

El hígado es una parte del cuerpo humano que cumple una labor esencial para el mantenimiento de la vida y del resto de las funciones en general. En este sentido su importancia es superlativa. Sin embargo, hay ciertas prácticas y alimentos que lo sobrecargan, al igual que otros que más bien contribuyen a mejorar su actividad. ¿Te da curiosidad saber cómo darle mejores condiciones mediante aquello que comes? A continuación te lo decimos.

1. Bajar el azúcar

La razón principal por la cual la glucosa es inconveniente para este órgano consiste en el esfuerzo extra que le produce al ser convertida en grasa.

¡No te pierdas el nuevo vídeo de nuestro canal! A veces los hábitos más desagradables no dejan de ser por ello los más sanos. Que no te engañen las buenas costumbres, hoy explicamos las ventajas de ser un poco cochino.

2. Tomar agua

Este líquido tiene un muy buen efecto en el desempeño del hígado por varios factores. Por ello es importante consumirla abundantemente.

El principal beneficio tiene que ver con el hecho de que la ingesta de esta sustancia redunda en bajar de peso, aspecto que favorece al mencionado órgano.

3. Almendras

Los altos contenidos de Vitamina E que poseen las nueces, en especial éstas, son ideales para el tratamiento del denominado "hígado graso".

Y no solamente dicho alimento es bueno para esta parte del cuerpo, también son muy adecuadas para la salud del corazón.

4. Espinacas

En general, las hojas verdes son muy ricas en un antioxidante conocido con el nombre de glutatión que es casi milagroso.

El uso de este vegetal resulta sumamente apropiado debido a que puede ser utilizado en diversidad de ensaladas.

5. Poco alcohol

Es harto conocido el hecho de que esta sustancia causa perjudiciales efectos para la salud en general, y el hígado en particular.

Lo ideal es evitar en la medida de lo posible el consumo de la bebida, incluso cuando su ingesta excesiva es de carácter ocasional.

6. Hierbas y especias

Hay varias razones que conllevan a que el uso de hierbas y especias tenga un efecto beneficioso sobre nuestro hígado.

Por un lado son buenas en sí mismas por su carácter natural y además contribuyen a que necesitemos tomar menos sal.

7. Alimentos naturales

Cuando hablamos de comestibles naturales nos referimos a aquellos productos que no han sido procesados y empaquetados químicamente.

Estos son mucho mejores debido a que las sustancias utilizadas para la preservación de los manufacturados tienden a sobrecargar esa importante parte del cuerpo.

8. Avena

Siempre la ingesta de fibra es muy adecuada para la salud y esta harina en particular casi entra en la categoría de prodigiosa.

Al consumirla, tu organismo perderá grasa abdominal y experimentarás una pérdida de peso que redundará en el bienestar del hígado.

9. Poca grasa

En la medida de lo posible debes mantenerte muy alejado de las fritangas, papas fritas y cosas similares.

Las grasas de hecho dificultan el funcionamiento del órgano al que nos referimos y podría llevar a que se inflame.

10. Café

Si bien esta sustancia en muchas ocasiones ha sido cuestionada por la literatura médica, en lo relativo al hígado es favorable.

De forma que si te gusta el café, puedes tomar entre dos y tres tazas al día para la buena salud de esta parte del organismo.
Fuente: Instagram

17
¿Qué piensas? Unirse a la conversación

Prácticas inadecuadas que todos hemos tenido ante el cuidado de nuestros dientes
Síguenos