Increíble!

Publicado 2020-04-03
0 Comentario

Ante la ausencia de turistas, vuelven las ballenas a Acapulco

Parece que mientras los seres humanos nos hallamos dentro de nuestras casas cumpliendo con la cuarentena obligatoria debido a la propagación masiva del Covid-19, los animales se han sentido seguros de salir a transitar las calles y de acercarse a las costas. Las imágenes que han sido compartidas últimamente en internet son realmente sorprendentes. Dicen que la naturaleza está reclamando su espacio. Una de las publicaciones más impactantes es la capturada por unos turistas desde una terraza con vista al mar en Guerrero, Puerto de Acapulco (México) en donde se avista una gran ballena saliendo del agua de una las playas más conocidas y visitadas de esa región.

Ante la ausencia de turistas, vuelven las ballenas a Acapulco 1

En el video podemos ver que no hay lanchas ni afluencia de turistas en la costa. El panorama está completamente despejado y en medio de esa tranquilidad una ballena nadando salta y muestra parte de su cuerpo a la superficie. Evidentemente la falta de actividad humana determina la presencia de estas especies que raramente vemos en playas turísticas pero, ¿cuál es realmente la explicación?

Ante la ausencia de turistas, vuelven las ballenas a Acapulco 2

Ante esta fenómeno, biólogos expertos aseguran que todos estos animales que se han acercado a centros urbanos y a las costas normalmente viven muy cerca de estas zonas pero ante la ausencia de humanos, y del movimiento de autos, trenes, lanchas y/o barcos, ellos han sentido la seguridad de salir y explorar un poco más allá de los límites en donde se encuentran seguros. Lo que se aconseja en el caso de animales salvajes es no darles comida y no acercarse demasiado. Puede que se sientan amenazados y decidan atacar, respondiendo a sus impulsos naturales. Por muy atractivo que esto pueda resultar debemos ser precavidos ante estas visitas inesperadas de los animales en nuestros espacios.

Hay a quienes todo esto le parece hermoso y ven esta crisis como un fenómeno de reivindicación por parte de la naturaleza. Sin embargo, hay personas que le dan otras explicaciones a la aparición de animales en espacios donde antes no se veían. Existe un argumento un poco más crudo.

Algunos expertos afirman que estos animales están en busca de comida. Muchos de ellos habitan espacios cercanos a parques y zonas turísticas en donde antes eran alimentados por las personas. Al no tener estos alimentos accesibles han salido hambrientos en busca de ellos. Esto quiere decir, de forma indirecta, que están buscando a la gente. Esta última interpretación de los hechos no resulta tan esperanzadora como la otra versión que defiende que los animales se sienten libres y están recuperando sus espacios.

Ante la ausencia de turistas, vuelven las ballenas a Acapulco 5

En todo caso, ambas cosas pueden estar sucediendo. Ambas explicaciones resultan razonables. Puede que los animales estén recuperando espacios de libertad sin sentir la amenaza de la presencia de los humanos y puede que también estén buscando la comida que antes obtenían de las personas, acercándose a los centros urbanos. Lo que es indiscutible es que estos sucesos no dejan de asombrarnos y de crear revuelo. Se han compartido casos realmente sorprendentes en las redes sociales.

Ante la ausencia de turistas, vuelven las ballenas a Acapulco 6

Hay quienes dicen que estamos viviendo un zoológico al revés. Ahora los animales están libres y nosotros encerrados en nuestras casas. Algo distinto y extraño está sucediendo y los animales lo sienten. El mundo cambió de pronto su frecuencia. Los perros, por ejemplo, pueden sentir un terremoto antes de que nosotros lo percibamos porque tienen un oído más desarrollado. Ellos pueden escuchar las fracturas subterráneas de las piedras antes de que se produzca el movimiento en la superficie. Los animales saben que algo está pasando. Cada especie a su manera.

Por ejemplo, en la ciudad de Madrid, en España, se han visto en las calles por donde pasan los autos y en las aceras: pavos reales, patos y jabalíes. En Tailandia hay videos sobre una gran manada de monos buscando comida desesperadamente. En este caso, estos animales eran alimentados en parques cercanos por los turistas y su acercamiento a la ciudad es, en definitiva, por falta de alimentos. Y así hay muchos casos sorprendentes cuyos videos podemos ver desde distintas perspectivas en las redes sociales: zorros en Bogotá, Colombia; ciervos en Nara, Japón; jabalíes en Roma, Italia; delfines en el puerto de Cagliari, Italia; incluso hay videos de pumas salvajes deambulando las calles de Santiago de Chile.

Ante la ausencia de turistas, vuelven las ballenas a Acapulco 8

Debido a la viralidad de estas fotos y videos, en algunos casos es difícil rastrear el origen de estas publicaciones. En medio de todo esto han surgido videos descontextualizados y con información falsa que no corresponden a estos tiempos de cuarentena. Por ejemplo, las fotos de los cisnes en Venecia era falsa pero ya se ha hecho viral y para muchos esto nunca será desmentido. La noticia acerca de los delfines en Venecia también era falsa. Si se avistaron delfines pero en el puerto de una isla, no en la ciudad veneciana. Otro de los sucesos desmentidos fue el de los elefantes “borrachos” en una plantación de tés. National Geographic se encargó de desmentir estas noticias virales. ¿En medio de todo esto cómo podemos saber qué información es cierta y cuál es falsa?

Cuando un suceso nos llame la atención debemos consultarlo en otros sitios, acudir a fuentes confiables que garanticen la veracidad de la noticia. Tenemos una gran responsabilidad en nuestras manos al compartir contenido. Cualquier noticia se hace viral con facilidad y no es extraño que suceda frecuentemente con noticias falsas. Chequear bien antes de compartir es una forma de contribuir y no promover la confusión en estos momentos de tanta incertidumbre. Aunque compartir fotos descontextualizadas acerca de los animales en las calles no parezca tan peligroso como compartir información falsa acerca del coronavirus, en ambos casos nos encontramos con un problema que exige de mucho cuidado y responsabilidad.

Ante la ausencia de turistas, vuelven las ballenas a Acapulco 10

En estos momentos en que nuestro contacto con la realidad se da casi exclusivamente a través de las redes sociales debemos ser más cuidadosos que nunca. No solo somos víctimas de las noticias falsas, las imágenes sacadas de contexto sino también de la prensa amarillista, las noticias alarmistas y fatalistas. Una de las cosas de las que más se quejan actualmente las personas es del estrés que le genera el bombardeo constante de noticias. Hay quienes incluso hacen horarios al día en los que deciden apartar su computadora y su teléfono móvil. Aunque es necesario estar informado, este hábito de desconectarse por un rato puede resultar muy saludable. Las noticias realmente importantes llegarán a nosotros de una forma u otra. Por ahora debemos ocuparnos de nuestra salud mental.

No todos cuentan con una terraza frente al mar en la que se avistan las ballenas. No todos contamos con ventanas. No todos vivimos en lugares amables y con personas con las que tenemos relaciones saludables. Ser responsables en el mundo virtual, que se ha convertido en nuestra segunda casa, es una tarea sumamente importante para contribuir positivamente en estos momentos de crisis. Compartamos también noticias bonitas y verifiquemos siempre su veracidad.

Por fortuna, el video de una hermosa ballena gigante en las costas de Acapulco es real. Las personas que grabaron el video no solo tuvieron el placer de verla sino también la suerte de capturarla en el momento justo en el que saltaba y mostraba parte de su cuerpo a la superficie. Aunque el video fue tomado desde lejos podemos percibir el gran tamaño de la ballena y sorprendernos ante el inusual suceso. Las ballenas suelen verse en mar abierto o cuando pierden sus fuerzas por la contaminación del agua y son arrastradas por las olas hacia las orillas de alguna costa en donde finalmente mueren. La vitalidad de esa ballena en Acapulco es sorprendente. ¿Cómo nos relacionaremos con la naturaleza después de todo esto?

Ante la ausencia de turistas, vuelven las ballenas a Acapulco 13

En cuarentena nuestra cabeza se llena de preguntas: ¿Cuánto va a durar esto? ¿Acabará cuando encuentren finalmente una vacuna? ¿Cambiarán nuestros hábitos o volveremos a nuestra vida tal cual era antes? ¿Esto generará un cambio político? ¿Seremos más conscientes con respecto al medio ambiente? ¿Cómo recuperaremos las pérdidas económicas? ¿Es más importante la salud o la economía? ¿Vale más la vida de los seres humanos o el equilibrio de la naturaleza? Seguro muchas de estas preguntas han rondado tu cabeza con frecuencia.

Hay quienes pronostican un cambio de hábitos y conciencia. Por otro lado están los que dicen que las pérdidas que están teniendo muchas empresas en estos momentos harán que los precios se eleven y éstas decidan retomar sus actividades con mayor voracidad para recuperar las pérdidas que les ha traído esta crisis. Por ejemplo, el sector turístico de Acapulco se encuentra gravemente amenazado y solicita respuestas ante esta circunstancia que, en muy poco tiempo, puede resultar para ellos insostenible. La ocupación de hoteles ha caído en esa región en un 90% durante estas semanas de cuarentena. ¿Qué pasará cuando todo esto acabe?

Ante la ausencia de turistas, vuelven las ballenas a Acapulco 15

Es difícil hacer predicciones porque hasta ahora no tenemos ni siquiera disponibles las fechas en que podremos salir tranquilamente de nuestras casas. Mientras tanto nos queda cautivarnos con las imágenes de quienes logran captar algo extraordinario desde sus ventanas y consolarnos al pensar que lo que hoy nos está haciendo mal, al planeta le puede estar haciendo bien.

Ante la ausencia de turistas, vuelven las ballenas a Acapulco 16
0
¿Qué piensas? Unirse a la conversación

El dilema de millones ¿Los tapabocas protegen nos o no del coronavirus?
Síguenos