Increíble!Conmovedor

Publicado 2021-10-01
0 Comentario

Madre e hija acusadas de asesinar al paciente. Realizaron cirugía plástica ilegal.

Mostró el procedimiento en Internet, que se convirtió en la evidencia del crimen.

Karissa, durante el procedimiento, filmó por teléfono una parte del procedimiento que se llevó a cabo en una casa común en California. También tomó muchas fotos que documentaron el proceso de agrandamiento de glúteos. Como se reveló, este fue el tercer procedimiento que el falso dúo de médicos realizó en su cuerpo. Y se suponía que sería el último. La joven ya no filmo nada. Murió poco después. En un video publicado por la chica, se le vio acostada sobre la mesa, mientras que Libby Adame y su hija Alicia Galaz no siguieron ningún procedimiento. El canal de noticias NBC calificó las imágenes del tratamiento como "escalofriantes". Después de la muerte de Karissa Rajpaul, el video que grabó se convirtió en evidencia en la investigación del asesinato.

No había posibilidades de ayudarla

Como informó el Departamento de Policía de Los Ángeles, cuando las mujeres que habían realizado la cirugía en su casa, se dieron cuenta de que su paciente estaba en peligro, llamaron al número de emergencia 911 para obtener ayuda. Los rescatistas que llegaron al lugar no pudieron ayudar a la chica de 26 años. La madre y la hija huyeron del lugar y no dejaron ninguna pista, ni la más mínima información sobre lo sucedido. En consecuencia, los paramédicos desconocían sobre la inyección de silicona y no sabían cómo tratar a la paciente, quien falleció poco después de ser llevada al hospital, en la sala de emergencias. Da click en siguiente para seguir leyendo

0
¿Qué piensas? Unirse a la conversación
Un hombre se tragó un AirPod mientras dormía! ¡El teléfono todavía funcionaba!
Síguenos