Cotilleos

Publicado 2016-02-10
0 Comentario

¡Estos famosos evitaron la muerte sólo por milagro!

Si te parece que la vida de las personas famosas es como un cuento, y sólo les pasan cosas buenas, estás muy equivocado. Al igual que la gente común y corriente, las estrellas también suelen toparse con problemas. Además, debido a una falta absoluta de la privacidad y la presencia constante de los paparazzi interesados en sacar a la luz incluso los detalles más íntimos de sus vidas, a menudo tienden a emprender unas verdaderas batallas en contra de los obstáculos que surgen en su camino, y de las personas que no quieren entender que los problemas de famosos no son de su incumbencia.

Lee también: ¡Conoce a 15 personas célebres que han admitido públicamente sufrir enfermedades mentales!

Los stalkers, las drogas, las enfermedades mentales... Sólo es el principio de una larga lista de desgracias con las que tienen que lidiar algunos cantantes y actores. Muchos de ellos también llegaron a estar muy cerca de la muerte, pero, por fortuna, pudieron salvarse. Estas son las personas que evitaron morirse por los pelos.

James Hetfield

El vocalista de Metallica casi llegó a morirse en 1992, cuando su banda, acompañada de Guns N´Roses, tocaba un gran concierto en el Estadio Olímpico de Montreal. Cuando llegaron a la canción “Fade To Black”, se produjo una repentina explosión de los materiales e pirotecnia, preparados para adornar el show. Hetfield recibió un golpe de aire caliente y llamas. Según contaba Lars Ulrich, “James parecía una antorcha levantada para encender la llama olímpica”. El músico volvió a tocar conciertos tres semanas después, aunque su rehabilitación duró mucho más tiempo.

Christina Applegate

En el año 2008 la actriz, conocida sobre todo por encarnar a Kelly Bundy en la famosísima serie de televisión estadounidense, “Casados con hijos”, fue diagnosticada con un cáncer de mama maligno. Sin pensarlo mucho, Applegate decidió someterse a una doble mastectomía: y lo hizo mucho antes de que Angelina Jolie revelase que había hecho lo mismo, para prevenir que la enfermedad que había acabado con la vida de su madre y tía también acabara con la de ella.

Dustin Hoffman

El legendario actor y director, galardonado en dos ocasiones con un Premio Oscar, también se encontró en peligro. Sin embargo, en su caso se trataba de las épocas cuando todavía no se podía considerar una persona conocida. En la década de los años 70, antes de empezar su carrera en Hollywood, cuando Hoffman entraba en uno de los edificios, en uno de los bloques justo a sus espaldas se produjo una fuerte explosión. Resultó que era una bomba detonada por accidente. Por suerte, el futuro actor salió ileso.

Johnny Depp

En 2011, durante el rodaje de la película “Diario de un seductor”, cuando iba en avión acompañado del director, el motor de la máquina de repente dejó de funcionar. Sin motivo ni aviso, de imprevisto. Como cuenta el mismo actor, los dos hombres se miraron mutuamente y a Depp se le escapó una frase: “¿Eso es todo?”. Al fin y al cabo, aunque faltaba muy poco para que se produjera una gran tragedia, tanto Johnny Depp, como Bruce Robinson no sufrieron ninguna lesión en el accidente. Menos mal.

Sharon Stone

Aunque es difícil creer que algo así pudo haberle pasado a ella, en 2001 la hermosa e increíblemente inteligente actriz sufrió un derrame cerebral. Su estado resultó ser tan grave, que los médicos empezaron a dudar de que podría recomponerse por completo. Aunque la misma Sharon describe lo ocurrido como una enigmática expresión: “un encuentro con una luz blanca”, ¡su vida realmente podía haberse terminado ya hace 15 años! ¿Alguno de vosotros se lo puede imaginar?

Olivia Wilde

En el año 2011, mientras trabajaba en el rodaje de la película “Cowboys & Aliens”, la bella actriz (que se hizo conocida en Hollywood principalmente gracias al hecho de encarnar uno de los papeles principales de la serie de televisión “Dr. House”) también eludió la muerte por los pelos. Durante el rodaje de una de las escenas, Wilde por poco falleció pisoteada por... una manada de cuarenta caballos.

Orlando Bloom

Al grupo de los famosos que se salvaron de pasar al “más allá” mucho antes del tiempo, podemos sumar también a Orli. Uno de los jóvenes actores británicos más apreciados en Hollywood a los 21 años de edad se fracturó la columna. Por cierto, todo pasó por culpa de su propia imprudencia: Bloom se cayó de la altura de tres pisos después de intentar trepar un canalón, con el fin de llegar al balcón de uno de sus amigos. Gracias a Dios, hoy está vivito y coleando.

Joaquin Phoenix

También el más conocido miembro del clan de los hermanos Phoenix (hermano menor del famoso River, fallecido a los 23, debido a una sobredosis de drogas) estuvo a punto de perder la vida en un accidente. Una vez experimentó en sus propias carnes un horrible choque de coches. No obstante, su vida fue salvada por el bien abrochado cinturón de seguridad. ¡A tomarlo en cuenta, todo el mundo!

Fuente: Giphy

0
¿Qué piensas? Unirse a la conversación

Demostramos cómo lucirían algunas celebridades si no tuvieran fama ni fortuna
Síguenos