ConsejosSalud y Belleza

Publicado 2016-01-28
0 Comentario

7 Remedios naturales para la tos persistente y seca

3. Haga gárgaras de agua salada

También un remedio popular para los dolores de garganta,es el agua salada, puede ayudar a aliviar las molestias causadas por la tos de la misma manera que ayuda a un dolor de garganta a por causa de la ósmosis. Cuando la concentración de sal es más alta fuera de las células en las membranas mucosas, el agua fluye hacia fuera de las células equilibrando todo. Cuando el agua sale de las células, la hinchazón decae, y el malestar se disminuye. Si tienes una tos que proviene de un tejido inflamado, este es un buen camino a seguir. También puede ayudar a desalojar cualquier flema que está asentada en su garganta permitiendo poder expulsarla con facilidad 

Necesitará ...

-1 Cucharadita de sal 

-8 Oz de agua tibia

Instrucciones 

Mezcle la sal en el agua hasta que se disuelva completamente. Haga gárgaras durante 15 segundos, escupir, y repita con el resto del agua. Enjuague con agua corriente después. 


4. Vapor, vapor, vapor!

No puedo decir cuán subestimado esta el vapor cuando se trata de cualquier cosa relacionada con la tos, resfriado, o la congestión. No sólo el vapor literalmente afloja la mucosidad y flema, casi de inmediato, sino también puede agregar numerosos aceites esenciales que impartirán ventajas curativas maravillosas. Estos beneficios (anti-virus, anti-bacterianas, etc. antiinflamatorio) no se convierten en el aire,sino que es a través de una solución que le presentamos a continuación. Para esta mezcla particular he incluido tanto el aceite de árbol de té como el aceite de eucalipto, que puede ayudar a calmar y abrir las vías respiratorias, así como ayuda también a combatir las bacterias o virus. 

Necesitará ... 

-3 Gotas de aceite de árbol de té 

-1-2 Gotas de aceite de eucalipto

-Un Recipiente con agua

-Una toalla suave y limpia

Instrucciones 

Ponga suficiente agua a hervir para llenar hasta la mitad un recipiente a fuego medio. Vierta el agua en ella, deje que se enfríe ligeramente durante 30-60 segundos, y añadir los aceites esenciales, dándole un gran revuelto rápido para liberar los vapores. Inclínate sobre el recipiente acercándote lo más posible,intenta a la vez ponerte algo cómodo. Recuerde que el vapor puede quemarte gravemente! Así que ten cuidado. Utiliza la toalla para cubrirte la cabeza como si fueras una tienda de campaña, atrapando el vapor, y respire profundamente. Lo ideal es hacer esto durante 5-10 minutos 2-3 veces al día. 


0
¿Qué piensas? Unirse a la conversación

Síntomas más comunes de enfermedad pulmonar que no deberían ser ignorados
Síguenos