Increíble!Consejos

Publicado 2016-03-14
0 Comentario

Pegó unas cucharas de plástico en una garrafa de plástico. ¡No vas a creer lo que creó!

La decoración de casas no conoce límites, ya que hay muchísimas maneras de darle a un hogar un toque especial. Existen muchas personas creativas con ganas de reciclar cualquier cosa que tienen por casa y que han dejado de servir para su uso original…
¿Necesita una lámpara pero no quiere gastarse un dineral en ella? Si es así, le tenemos una manualidad que le va a encantar.
A continuación, le explicaremos qué pasos hay que seguir para que cualquiera pueda hacerse su propia lámpara en casa. ¡El resultado le dejará boquiabierto!

Pegó unas cucharas de plástico en una garrafa de plástico. ¡No vas a creer lo que creó! 1

El material base para realizar esta manualidad son las cucharillas de plástico, las que se usan para hacer un picnic, y una garrafa de agua. Aparte de estos materiales, también va a necesitar un cuchillo, una pistola de pegamento y unos alicates, así como algunas cosa más, como todo lo necesario para poner una bombilla de bajo consumo, es decir, cable, casquillo e interruptor.

Pegó unas cucharas de plástico en una garrafa de plástico. ¡No vas a creer lo que creó! 2

Advertencia: Por el tipo de material que se va a utilizar en esta manualidad se recomienda llevarla a cabo bajo la atenta mirada de un adulto si es realizada por menores de edad.
Lo primero de todo, será agarrar la típica garrafa de agua, le recomendamos usar una de cinco u ocho litros (se trata de estas botellas que están fabricadas con plástico PET). Ahora toca preparar la base de la lámpara, es decir, cortar el fondo de la botella con la ayuda de un cuchillo.

Pegó unas cucharas de plástico en una garrafa de plástico. ¡No vas a creer lo que creó! 3

A continuación, debe recopilar unas 200 cucharas de plástico. Mejor sería obtenerlas tras haberlas utilizado (y luego limpiado) en alguna fiesta, para no tener que gastar dinero en comprar unas nuevas.
Una vez que las tenga, puede comenzar a cortar los mangos a todas las cucharas.

Después pegue de forma escalonada todas las cucharas alrededor de la botella. El proceso de pegado de las cucharas será el siguiente: empiece a pegar la primera fila de cucharas en horizontal, para ello use la pistola de silicona y, a partir de ahí, continúe pegando las cucharas en la punta de las mismas en la siguiente fila, así hasta que cubra la botella por completo.

Pegó unas cucharas de plástico en una garrafa de plástico. ¡No vas a creer lo que creó! 5

Para terminar, hará el remate final para cubrir el cuello de la garrafa. Para ello, pegue las cucharillas entre sí, de manera que le quede un círculo pequeño, tal como lo muestra la siguiente foto.
Muy importante es que se asegure de que al momento en que lo está pegando, no lo pegue por fuera, porque le quedaría el corte de la cucharita al descubierto.

Pegó unas cucharas de plástico en una garrafa de plástico. ¡No vas a creer lo que creó! 6

Ahora viene la parte eléctrica de la manualidad. Empiece por montar el cable y el casquillo, haciendo un nudo en el cable con la medida que quiera de largo. Luego pase el cable montado por la cruceta. A continuación, enrosque la bombilla y su lámpara ¡casi está hecha!

Pegó unas cucharas de plástico en una garrafa de plástico. ¡No vas a creer lo que creó! 7

El resultado

Para finalizar ponga la bombilla a la altura correcta, de modo que la luz dé el mejor efecto. Para que su lámpara sea elegante y moderna y tenga un brillo sutil (además de proteger el plástico contra la temperatura excesiva), utilice una bombilla de bajo consumo.
¡Y ya está! De una manera tan sencilla obtendrá una extraordinaria lámpara de diseño, reutilizando materiales que generalmente se desecha tras su uso. ¿Le gustaría tener una lámpara como esta en su casa? Déjenos saber en los comentarios si le ha gustado esta manualidad.
Fuente: YouTube- LlegaExperimentos/futurenow

El resultado
0
¿Qué piensas? Unirse a la conversación

Lámparas que puedes hacer tú mismo con objetos de uso cotidiano
Síguenos